Destino




Voy a escribir este post, que quizás es el más personal y extraño, si cabe aun!, de todos los que he escrito, pero desde el escepticismo de un creyente desengañado y de un falso visionario,todo lo que voy a relatar es tan cierto,como que ahora  lo estoy escribiendo.¿Por qué ahora?.-me pregunto.- pues no se...porque  ahora quizás  me veo,como en  medio de una autopista ,  a la que voy hacia delante y de vez en cuando echo a vista atrás, preguntándome porque he ido por este camino y no por otro.

1.-El libro: Compré un libro en Barcelona, uno de los primeros de náutica que cayeron en mis manos, cuando todo el mundo de la mar me parecía (y sigue pareciéndome)fascinante,cuando empezaba a ahondar en mis incipientes conocimientos sobre la materia y todo por lo que vivía era por el mar.El libro en cuestión era un glosario náutico en tres idiomas que devoraba en  cuanto podía dedicarle un tiempo, este libro tenia una cubierta adornada por un mosaico de un velero con la leyenda "Cotlegio Real de St. Erasmo o St Telmo vulgo San Telmo obispo y mártir y de Nuestra Señora de los Dolores" .Cuando empecé la pesca, no se si por hacerme la gracia, la cofradía, decidió  que uno de los 4 marineros que debía de sacar al Santo, en su patrón (San Pedro)era yo, Cuando una vez vestido para la ocasión, fui a la iglesia a coger el santo, y  me di de bruces con el Ex.voto de la foto del libro  presidiendo la iglesia,iglesia de Sant Elm. y para mas Inri  "Nuestra Señora de los Dolores" cuya onomástica se celebra justo en el día de Septiembre en el que nací.Una bonita coincidencia pensé.


2.-La bandera.Unos años atrás, estando embarcado y en una de las ociosas guardias de a bordo me dio por pasear por el muelle,allí en medio vi un paquete que flotaba, Como me parecían documentos fui a por un bichero e intente como pude hacerme con el hasta que al final pude cogerlo,Mi sorpresa fue ,que no eran documentos ,si no una bandera de señales náutica, perfectamente doblada en su plástico protector.Cuando la cogí, mi sorpresa se acrecentó al percatarme que la bandera coincidía con mi nombre cuyo significado es "hombre al agua" mire y remire alrededor a ver si había sido alguno de mis compañeros que me había hecho una broma, pero era imposible porque solo estaba yo.El mar trajo mi nombre que poético, pensé, Una bonita coincidencia.

3..-John Cross,. Unos meses antes estaba escribiendo una pequeña novela a la que titulé John Cross y la aventura del Perseus, en donde explicaba las aventuras de un joven capitán en la época de los piratas,Pues bien, cuando me presenté al que seria mi capitán en mi nuevo destino, me dio la mano y se presentó John R.Cross. Vaya, me quedé perplejo, una bonita coincidencia.
4.- El sueño:Hace también muchos años de eso..tuve un sueño que olvidé hasta tener un deja´vu. En ese sueño me veía pipa en mano , paseando por un muelle, de noche , en medio de un temporal, vigilando cuidadosamente los barcos allí amarrados, Este sueño, como ya he dicho olvidado, volvió repentinamente a mi cabeza cuando me vi una noche de ronda, que estaba exactamente haciendo lo mismo que había soñado,exactamente igual.Otra bonita coincidencia.
Hubo más coincidencias que ahora me son difíciles de recordar, pero estas fueron las que mas llamaron mi atención.No se si alguien cree en el destino y no se si yo mismo creo en el destino, pero lo que si está claro eran que estos hechos, me marcaron,como señales de las que no sabia si huir o tomármelo como algo más "cósmico" no lo se.
Ser marino,es mas que una profesión, es algo que lo llevas en cada momento, cuando estas en tierra solo te preguntas en que lado está el mar y cuando estar en el mar,solo piensas en la mar.
Miras las estrellas e instintivamente buscas la Polar,miras el cielo y buscas nubes que te digan porque lado caerá el viento, y cuando llueve piensas porque no es salada el agua que cae de arriba.
No hay momento en que uno no piense en mirar al horizonte, en trazar meridianos y paralelos y en pensar que en medio de la inmensidad eres tu contra los elementos.Me irrita sobre manera ver gente que emplea la mar o la ve como algo divertido simplemente, rodeado de lujosos yates, solo pienso en que a duras penas esta gente disfruta o ve la mar como realmente es, con su belleza indómita y su silencio lapidador que todo lo engulle, esos barcos son putas del mar , los disfrutaras, mientras puedas mantenerlos pero la verdad es que pocos son Barcos y no están hechos para sentir la navegación.
A veces caigo en la melancolía del navegante en tierra, del marinero en tierra que decía Alberti y siempre me acuerdo de una estrofa en donde el poeta desesperado gritaba"dadme un cuchillo!!" para poder cortar las amarras que lo mantenían en tierra.En la mar he conocido el miedo,y la desesperanza de saber que estaba a su merced, pero también me he conocido a mi mismo, mis limitaciones y porque no decirlo mis pocas virtudes.
Ahora en tierra, siempre se donde está el norte,y observo las estrellas deseoso de perderme en la inmensidad del mar.
No se si era el destino, no se si estoy en donde tenia que estar, lo único que se es que aunque esté en tierra soy marino, y lo seré mientras me queden pulmones suficientes para aspirar salitre, brea y alguna bocanada de fuel,acompañado de una pipa como hacia el capitán Ahab a bordo del Pequod.